¿Cuatro personas viviendo en un autobús de 16m2? Esta familia lo está haciendo. Jennifer Bateman y su esposa Kaitlin Porter cambiaron su casa por un autobús escolar reconvertido y aprovecharon de forma brillante el pequeño espacio. Las líneas elegantes combinadas con una paleta de colores simples y neutros y un diseño inteligente dan a esta pequeña casa una sensación de lujo. La pareja transformó el autobús escolar en una moderna casita sobre ruedas con la ayuda de Pedersen Construction en Portland, Oregón.

Jennifer y Kaitlin vivían con sus hijos Canyon (14) y Oakland (4) en un espacio único. La familia decidió hacer un gran cambio hace un año cambiando una casa de 370 metros cuadrados por un pequeño autobús escolar de 16 metros cuadrados. El autobús se pintó de rosa brillante y desde hace un año les sirve de hogar. Con una buena planificación, ¿cómo pueden vivir cuatro personas con sus cosas en un espacio tan pequeño?

Queríamos llevar a nuestros hijos a la aventura y poner más energía y atención en nuestra lista de deseos”, cuentan Jennifer y Kaitlin a Apartment Therapy. “La idea de una casa diminuta sobre ruedas nos llamó la atención enseguida”. La pareja oyó hablar de toda una comunidad de personas que vivían en autobuses escolares reconvertidos y decidió hacer lo mismo.

La casa sobre ruedas tiene una litera para los niños y una cama doble plegable para los padres. Kaitlin y Jennifer aprovechan todos los rincones para tener el mayor espacio de almacenamiento posible. Además, el autobús escolar rosa también tiene una cocina (con un gran frigorífico). Sin embargo, no había espacio para una mesa de comedor. “Lo solucionamos con mesas plegables, pero resulta bastante estrecho si tenemos que comer dentro. Así que, cuando el tiempo lo permite, vivimos fuera todo lo posible”.